Ciencia

La edad del padre un factor de riesgo en la salud del bebe

Written by David Lobato

Un análisis realizado con datos de nacimientos de la última década en EE.UU. ha relacionado a los bebés de progenitores mayores con una pluralidad de peligros al nacer, incluyendo un bajo peso y conmociones.

«Tendemos a estimar los factores maternos al valorar los peligros de nacimiento asociados, mas este estudio demuestra que tener un bebé sano es un deporte de equipo, y la edad del padre asimismo afecta a la salud del bebé», apuntó el creador primordial del estudio, Michael Eisenberg, de la universidad californiana de Stanford.

El trabajo, publicado el miércoles en la gaceta especializada British Medical Journal, empleó datos administrados por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus iniciales en inglés) de EE.UU. y el Centro Nacional de Estadísticas de Salud (NCHS, por sus iniciales en inglés).

Los datos de cuarenta con cinco millones de nacimientos mostraron que los bebés con progenitores de «edad paterna avanzada», que más o menos equivale a mayores de treinta y cinco años, tenían un mayor peligro de dificultades, como bajo peso al nacer, conmociones y necesidad de asistencia de aire al nacimiento.

 

Los peligros conforme la edad del padre

Generalmente, cuanto mayor es la edad de un padre, mayor es el riesgo: los hombres con cuarenta y cinco años o bien más tenían un catorce por ciento más de posibilidades de tener un hijo prematuro, y los hombres de cincuenta años o bien más tenían un veintiocho por ciento más de probabilidades de tener un hijo que requiere ingresar en la unidad de cuidados intensivos.

Todavía de este modo, estas cantidades no son motivo para mudar drásticamente ningún plan de vida, puesto que los peligros son «parcialmente bajos», afirmó Eisenberg.

Los estudiosos organizaron la información basándose en la edad de los progenitores y en una serie de factores que pueden variar la asociación entre la edad del padre y los resultados del parto, como son raza, nivel educativo, estado civil, historial de tabaquismo, edad de la madre, acceso a la sanidad.

Los datos concluyen que cuando un padre llega a la edad de treinta y cinco años hay un ligero incremento en los peligros de nacimiento normalmente, en tanto que con todos los años que un hombre avejenta amontona en promedio 2 nuevas mutaciones en el ADN de su esperma.

Para Eisenberg, lo que más sorprendió al equipo fue la relación que se halló entre la edad paterna avanzada y la posibilidad de que la madre desarrolle diabetes a lo largo del embarazo.

About the author

David Lobato

Leave a Comment